El cuerpo de un hombre fue hallado en un utilitario incendiado 0 515

El botón de pánico del coche se activó a las 9.30 de este viernes. Se lo halló en un campo de soja a la vera de la ruta 34, y dentro del mismo el cadáver calcinado. Paralelamente, en Totoras comenzó la búsqueda de un hombre, quien finalmente se comprobó era la víctima de lo que su abogado definió como “ajuste de cuentas”.

El cuerpo de un hombre de Totoras fue encontrado muerto este viernes en una camioneta incendiada. El hecho ocurrió en un campo ubicado a la vera de la ruta 34, entre Luis Palacios y Lucio V. López.

Los policías encontraron el vehículo de tipo utilitario incendiado en cercanías de una plantación de soja y en su interior el cuerpo sin vida de Bruno G. un hombre domiciliado en Totoras por el que había una denuncia por averiguación de paradero.

Entre las medidas de prueba que ordenó el fiscal están la toma de testimonios a la esposa y al hermano de la víctima.
Además se analizaba el sistema de monitoreo satelital del vehículo para determinar los movimientos que realizó antes de la muerte.

El utilitario incendiado sería propiedad de una empresa aceitera totorense para la que trabajaba la víctima, quien, de acuerdo a los primeros datos, salió de su casa a la madrugada y cerca de las 9.30 se activó el botón de pánico instalado en el utilitario.
El abogado de la víctima, Luis Rossini, dijo a radio Ibiza de Cañada de Gómez que su cliente “iba a encontrarse con alguien”, aunque no adelantó las hipótesis sobre la muerte. El letrado dijo que se trató de “un ajuste de cuentas”.

Fuente: Rosario3

Noticia AnteriorNoticia Siguiente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Crimen de Andino: Dos detenidos pero no el que disparó 0 175

En Fiscalía de San Lorenzo se llevó a cabo la audiencia imputativa por la que se les dictó prisión preventiva por dos años a N.A.L y M.J.S, por haber participado del asesinato de Juan Ferreyra, quien fue acribillado fuera de su cas.
Precisamente, la función de los dos jóvenes hoy presos, fue la de constatar que la víctima estuviera en su vivienda, lo que hicieron en dos oportunidades, a las 14 y a las 21 del día de la muerte. En la segunda oportunidad, mantuvieron una charla con Ferreyra, y poco después, desde un segundo coche descendió el matador y le pegó seis tiros. Ni este último ni su auto fueron identificados.
La jueza Griselda Strólogo dictó la pena de ley: dos años de preventiva o el plazo que dure la investigación.

No pudieron robarle el celular a pesar de dispararle 0 547

Un hombre denunció que mientras se hallaba en el velódromo del parque municipal, aparecieron dos individuos en una moto, y que mientras el conductor le gritaba que era un robo, el acompañante descendió del vehículo y lo apuntó para luego gatillar, sin que saliera el tiro.
Posteriormente quisieron robarle el celular, pero la víctima salió corriendo y fue entonces cuando el sujeto armado disparó sin acertarle, quedando así frustrado el intento.

Most Popular Topics

Editor Picks